Timidus

  • hace 4 años, 4 meses

    DUENDE

    DUENDE ha publicado una actualización en la tribu Educación hace 4 años, 4 meses

    Este reportaje me ha hecho pensar en @davidferrer72 que es el que mas noticias sobre el cosmos nos aporta. Saludos y aquí os lo dejo.

    Sábado 16 de febrero de 2013 | Publicado en edición impresa
    Ciencia
    Más de 1000 heridos por la caída de un meteorito
    En el día en que un asteroide pasó muy cerca de la Tierra, otro objeto cósmico causó pánico en Rusia

    En su precipitación hacia la Tierra, el meteorito deja una estela en el cielo de Cheliabinsk. Foto: AFP
    La preocupación y los ojos de los especialistas estaban puestos en un asteroide de 45 metros , el 2012 DA14, que ayer pasó muy cerca de la Tierra. Pero fue finalmente el estallido de un meteorito el que sembró pánico entre los habitantes de los Urales rusos, que causó heridas a por lo menos 1200 personas, un número de heridos sin precedente en un hecho de esta naturaleza.

    Aproximadamente a las siete de la mañana (hora local), una inesperada lluvia de fragmentos de un meteorito despertó bruscamente a los habitantes de las localidades Cheliabinsk, Sverdlovsk, Kurgan y Tyumen, así como los del norte del vecino Kazakhstán. Casi sin poder creerlo, se convertían en los testigos vivenciales del estallido de partículas de un meteorito acompañadas por densas estelas de humo.

    “Vimos un gran estallido de luz, salimos para ver qué sucedía y escuchamos el sonido de un gran estruendo. Hubo pánico. La gente no sabía qué estaba sucediendo. Todos iban a otras casas para ver si las personas estaban bien”, dijo Sergey Hametov, residente de Cheliabinsk, ciudad de un millón de habitantes y unos 1500 kilómetros (930 millas) al este de Moscú a la agencia de noticias The Associated Press.

    Valya Kazakov, también residente de Cheliabinsk, dijo que algunas ancianas en su vecindario comenzaron a gritar que era el fin del mundo. Un fragmento del meteorito cayó cerca del lago congelado de Chebarkul, a unos 80 kilómetros al oeste de Cheliabinsk, y provocó un cráter de seis metros de diámetro.

    Tras el inusual hecho, la Academia de Ciencias rusa precisó que “un meteorito de unas 10 toneladas entró en la atmósfera celeste con una velocidad de entre 15 y 20 kilómetros por segundo, estalló a gran altura -entre 30 y 50 kilómetros- y se evaporó en su mayor parte, aunque pequeños fragmentos llegaron al suelo”. La mayoría de los meteoros se incendian en la atmósfera, pero si sobreviven al calor por la fricción y golpean la superficie de la Tierra se les llama meteoritos.

    “Me estoy quebrando la cabeza pensando en algún momento en la historia en que tanta gente haya resultado herida por un objeto de este tipo… Es muy, muy raro tener víctimas humanas”, comentó Robert Massey, secretario ejecutivo adjunto de la Royal Astronomical Society.

    A pesar de que este fenómeno se produjo el mismo día en que el asteroide “rozó” la Tierra, la Agencia Espacial Europea dijo en un mensaje por Twitter que sus expertos han determinado que ambos fenómenos son ajenos el uno del otro y que se trató de ” una simple coincidencia cósmica”.

    La NASA señaló que el meteorito, que aún está siendo analizado, se desplazaba de Norte a Sur, mientras el asteroide se mueve en sentido opuesto, de Sur a Norte. “La trayectoria del meteorito ruso fue significativamente diferente a la del asteroide 2012 DA14, por lo que no guardan relación”, señalaron.

    Al final de la jornada, el Ministerio del Interior reportó al menos 1200 heridos -de los cuales 200 serían niños- y más de cien ingresados en hospitales de la zona, algunos de ellos en grave estado. La mayoría de las víctimas sufrieron cortaduras por los fragmentos de vidrio expulsados cuando se acercaron a las ventanas a ver a qué se debía un resplandor de tanta intensidad. También fueron muchos los daños materiales. Son unos 3000 los edificios que resultaron dañados, mientras el costo por las pérdidas, calculan, asciende a 25 millones de euros.

    Ventanas hechas añicos, techos de negocios derrumbados y paredes de fábricas destruidas eran algunas de las imágenes que mostraba hoy la televisión local, en una jornada en las que fueron cerradas las escuelas, universidades y los asilos. El gobernador local Mikhail Yurevich, que interrumpió su viaje de trabajo a Moscú, dijo que la prioridad es “sustituir las ventanas destrozadas con temperaturas de 18 grados bajo cero”.

    La Protección Civil envió 20.000 hombres al lugar, mientras unos 10.000 agentes de policía se desplazaron hacia la zona para brindar ayuda a la población. El presidente de Rusia, Vladimir Putin, se declaró “preocupado” por la situación y advirtió sobre sistemas de alerta “poco eficaces”.

    EL OTRO CUERPO CELESTE

    Horas después del estallido del meteorito, el asteroide “rozaba” la Tierra. En la historia de la astronomía moderna ningún cuerpo celeste había pasado tan cerca como el 2012 DA14, aseguraron los expertos.

    Moviéndose a una velocidad de 7,8 kilómetros por segundo, las 19.24 horas GMT, el cuerpo celeste alcanzó su distancia más cercana a nuestro planeta, a 27.650 kilómetros de altura sobre Indonesia, y después volvió a alejarse. Así, el asteroide pasó más cerca de la Tierra de lo que se encuentran muchos satélites y a una distancia mucho menor de la que está la Luna. Sin embargo, se había descartado que pudiera dañar los satélites o la Estación Espacial Internacional (ISS).

    El paso del asteroide pudo observarse con la ayuda de buenos binoculares o de un pequeño telescopio en parte del hemisferio este.

    El cuerpo celeste fue descubierto el año pasado por astrónomos de un observatorio en La Sagra, en el sur de España. Con 45 metros de diámetro, era lo suficientemente grande para devastar una gran ciudad si hubiera impactado en la Tierra, algo que los científicos de la NASA ya habían descartado.

    El meteorito dejó un cráter al caer en el hielo. Foto: AP
    “Qué día tan emocionante”, señaló Paul Chodas, investigador de la agencia espacial estadounidense NASA. “Ya hemos visto lo que ha provocado este impacto y por eso nos alegramos mucho de que el asteroide haya pasado de largo.”

    El DA14 es comparable en tamaño al meteorito que cayó en 1908 en Tunguska, cuando una enorme explosión afectó 2000 kilómetros cuadrados de bosque deshabitado en Siberia, un área del tamaño de Londres.

    Agencias Ansa, DPA y A

Usuarios

-
-
Ir a la barra de herramientas